Seis virtudes: Coraje

CorajeEl artículo de Badaman, publicado la semana pasada me hizo recordar el planteamiento los psicólogos Martin Seligman y Christopher Peterson sobre las fortalezas psicológicas que nos ayudan a ser más felices, triunfar en nuestra vida y realizarnos como personas. Estos autores, sobre la base de diferentes investigaciones realizadas alrededor del mundo, lograron categorizar 24 fortalezas psicológicas universales, agrupándolas en 6 virtudes: Conocimiento y Sabiduría, Coraje, Humanidad, Justicia, Templanza y Trascendencia.

Releyendo el trabajo de Seligman y Peterson me doy cuenta que las experiencias que en muchas ocasiones vivimos quienes tenemos una enfermedad rara, se convierten en una oportunidad para desarrollar tales Virtudes. Hablaré hoy sobre el Coraje y las fortalezas que la constituyen.

El Coraje se define como las fortalezas que nos impulsan a lograr nuestras metas más allá de los obstáculos, y si de algo sabemos nosotros es de obstáculos pues en nuestro diario vivir debemos lidiar con ellos. En ocasiones nuestro propio cuerpo se vuelve un obstáculo al no responder como quisiéramos, se vuelve pesado, lento, cansado; otras veces los obstáculos están afuera como cuando la burocracia o las barreras arquitectónicas nos hacen la vida un poquito más difícil.

Ante tales obstáculos podemos abrumarnos y paralizarnos o hacer uso de nuestras fortalezas para salir adelante. Las fortalezas que constituyen la virtud del Coraje son: Valentía, Persistencia, Vitalidad y Autenticidad.  La valentía se refiere a actuar según los propios valores, ideas y sentimientos sin dejarse amedrentar, permaneciendo firme respecto a lo que se considera justo; la persistencia nos mantiene en nuestra postura más allá de las dificultades, comprende la fuerza suficiente como para perseverar hasta alcanzar el objetivo y la satisfacción cuando sucede; la vitalidad es una actitud enérgica y entusiasta hacia la vida, dar lo mejor de uno al emprender tareas y, finalmente, la autenticidad se refiere a  asumir las propias acciones y sentimientos así como sus consecuencias, siendo íntegros y honestos con nosotros mismos y los demás.

Un ejemplo reciente de Coraje lo tuve en el testimonio de Julián Isla durante el acto inaugural del Congreso Nacional de Enfermedades Raras en Totana (España).  Julián narró su difícil experiencia como padre de un niño con Síndrome de Dravet, cuando su hijo presentó una crisis convulsiva. Nos contó sobre los diferentes obstáculos que tuvo para trasladarlo al hospital pues la crisis ocurrió en un día festivo; nos compartió cómo se sintió cuando su hijo fue ingresado en la sala de urgencias y posteriormente en la unidad de cuidados intensivos, quedándose él en la más infinita soledad. No faltó ese día tener que lidiar con médicos que no sabían cómo manejar el caso y que tampoco aceptaban las sugerencias de tratamiento que indicaba Julián.

Luego de esta experiencia Julián tomó fuerzas para iniciar la Fundación Dravet, la cual no sólo se dedica a apoyar a pacientes y familiares sino que desempeñan un papel activo en la mejora del diagnóstico genético y molecular de la enfermedad y de vías terapéuticas para tratarla.  Julián es un extraordinario ejemplo de Coraje.

Acerca de Gloria Pino Ramírez

Venezolana. Psicóloga con Especialización en Metodología de la Investigación, Maestría en Psicología Clínica y Doctorado en Psicología. Viviendo con Síndrome de Marfan y trabajando por las EE.RR en Iberoamérica.
Esta entrada fue publicada en Opinión y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Seis virtudes: Coraje

  1. Marìa Julia dijo:

    Entonces todas esas caracteristicas psicologìcas lejos de ser un rasgo negativo como lo es no detenerse ante ningùn obstàculo que antes se llamaba “cabeza dura” “terco” etc. son una bendiciòn, no solamente para nuestros familiares sino para todos los que sin proponernoslo, tal vez podamos ayudar a otros y hacerles el trànsito màs amable. Vivan los cabezas de adoquìn con o sin pelos y adelante, que nada ni nadie nos separe del camino correcto, no nos asustan los laberintos, tarde o temprano, saldremos a la bùsqueda de otro nuevo. Celebremos el coraje de Julián Isla y adoptemos sus sabias conductas redentoras. Gracias Gloria por enriquecernos con otra lectura esperanzadora y ejemplificadora.

  2. Julian Isla dijo:

    Gracias por tus palabras Gloria!

  3. Pingback: Seis virtudes: Conocimiento y Sabiduría | Mundo Marfan Latino

  4. estrellaida dijo:

    perdi a mi espodo perdi ami hija alos 19ano ala semana de ave tenido su bebe y el nino tiene11 ano y tanbien este en peligro ellos tienen loeys dietz yo no podria resibir otro golpe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s